Alfonso De la Vega

La Garita de Herbeira

Artículos, solfas y epistolarios

¿Ministra de Economía?

!ARRIBA LOS POBRES DEL MUNDO
EN PIE LOS ESCLAVOS SIN PAN
ALCÉMONOS TODOS AL GRITO
¡VIVA LA INTERNACIONAL!
REMOVAMOS TODAS LAS TRABAS
QUE OPRIMEN AL PROLETARIO
CAMBIEMOS AL MUNDO DE BASE
HUNDIENDO AL IMPERIO BURGUÉS…!

Si en la anterior garita comentábamos el declinar de una fugaz estrella del feminismo marxista abortista, hoy me llena de orgullo y satisfacción glosar la figura en merecida alza de otro soberbio ejemplar de marxismo feminismo liberticida.  Y autóctono.

Son cada vez más las voces que ruegan al falsario Gran Timonel de la Moncloa que nombre a la excelentísima señora ministra marquesa de Galapagar responsable de la cosa esa económica sustituyendo a los inútiles e inútilas actuales con los que la ruina de España es segura.  Lo de la señora marquesa es un talento desperdiciado con feministas, trans, homosexuales, abortistas y demás patulea neomarxista posmoderna.

Veamos. Según el diputado Pablo Cambronero la interfecta habría aumentado su patrimonio con datos oficiales desde casi 7.000 euros en 2016 cuando empezó su sacrificio por la patria a cerca de 630.000 el año pasado. Habría multiplicado por cien su patrimonio de «pobre del mundo».

Algo verdaderamente prodigioso, y eso que ya conocíamos otros casos como los de la Familia Pujol o el del Emérito que hoy cumple 84 años, felicidades Majestad, sin olvidar multitud de próceres del pertinaz socialismo o del populismo turnista imaginaria de igual servicio.

Sabemos que como modélica marxista de pro la señora procede de buena familia y con posibles. Habría heredado por la muerte de su padre. Es verdad que en un rasgo de valiente modestia comunista también ha salido en portada de la prensa del higadillo, luciendo palmito y enseñando su lujosa mansión, dicen que escriturada a precio de saldo, pero no se ha sabido que haya declarado ingresos por tan importante actividad de divulgación o pedagogía políticas.

No cabe pensar sea producto de la subasta o morbosa reventa a coleccionista mafioso de la Gran Cruz de Carlos III con la que ha sido inopinadamente agraciado su ex pareja como muestra del real aprecio de don Felipe por sus grandes servicios a la Monarquía.

Tampoco su sueldo de ministra de Su Majestad, incluso ahorrado en su integridad, explicaría tan prodigioso incremento patrimonial.  De modo que si la marquesa no es rica por su casa algo raro pasa. Lo que ya decía Romanones: “entre las fincas que ya tengo y las que me toquen en el reparto…”

Sin embargo, puede ser un caso de hábil criptestesia financiera o habilidad para el agio.

Propongo humildemente a la audaz ministra Susi que para evitar la sospecha de los maliciosos de que entre tahúres se tapan las mañas tramposas mande a sus intrépidos sabuesos fiscales a averiguarlo como si fuese una de sus víctimas indefensas habituales. Ojalá por el buen nombre de la Monarquía y su gobierno simplemente se trate de una suculenta herencia familiar propia del «imperio burgués». Algo que no deja de ser incoherente o contradictorio con la declarada intención comunista de acabar con la familia y con el derecho a heredar. Soluciones vendo que para mí no tengo.

Y al Gran Timonel de la Moncloa hay que solicitarle respetuosamente que sin más demora la coloque donde más valga. España la necesita.

Entradas feeds. XHTML y CSS válidos. Tema WordPress basado en GimpStyle diseñado por estudiocaravana.