Alfonso De la Vega

La Garita de Herbeira

Artículos, solfas y epistolarios

Occitània llega hasta Murcia

La singular aparición y posterior mitin en olor de multitudes del cínico fugado Cara Pocha en Perpiñán llama la atención por muchas razones, entre las que destacan, y nos vamos a referir ahora aquí, las que afectan al país vecino y no siempre amigo.

Recuerdo un sugestivo viaje por tierras de cátaros acompañando a mi hijo. Un lugar impresionante tanto por su historia cuanto por la grandeza del propio paraje es el famoso castillo de Montségur. Al pie de la fortaleza en una explanada que hoy se llama el Camp de los Cremats existe una especie de ara como recuerdo u homenaje a los allí sacrificados: el 16 de enero de 1244 caía el bastión y más de doscientas personas entre hombres, mujeres y niños fueron quemados vivos por las fuerzas del Papado. Hoy existe una estela conmemorativa del terrible genocidio. Presenta una cruz paté y otra druídica, con una inscripción dedicada a los cátaros. No hay que olvidar que la Inquisición, que nuestros enemigos asocian a la leyenda negra antiespañola, en realidad es un invento francés que precisamente comenzase sus actividades con la propia cruzada contra los albigenses.

Pues bien, en ese lugar histórico, asociado a una tremenda tragedia y a la historia del pensamiento religioso europeo, pude recoger una serie de muy interesantes pasquines de propaganda nacionalista occitana. En ellos se pueden leer frases tales como:

Nous sommes tous des Troubadours! Fiers et dignes!  Ni français, ni espagnols, ni italiens, de Limoges à Alicante, de Pau a Nice et Fénestrelles, NOUS SOMMES OCCITANS 

No falta como es habitual en todo nacionalismo la reivindicación de la lengua local contra el francés oficial en la República: “L`occitan, notre langue”. Tampoco el ditirambo alabancioso: « Notre langue L´occitan fut la Langue la plus Noble celle des Troubadours, chantant la Fina´Amor, Amour do cœur, poètes médiévaux qui écrivirent les plus beaux poèmes et qui embellirent la Langue, Lenga de l` Amor, Langue  de l`Amour… »

El panfleto continúa hablando del espacio geográfico de esa lengua con sus variantes o dialectos no solo en Francia sino también en España e Italia. Así, un total de 34 Departamentos franceses o 14 valles cisalpinos italianos. Y en España, el Valle de Arán, y las variantes catalanas Pirineos Orientales, Andorra, Cataluña, ¾ del pays de Valence, Baleares. Una profunda incursión imperialista en la España oriental. Con santa desvergüenza nacionalista se comparan a sí mismos con países oprimidos como el Tibet, Bosnia o Armenia.

Y sigue con la glosa de la riqueza y diversidad de sus dialectos: “lemosin, auvernhat, vivaro-aupin, provèçau, lengadòcian, catalan, gascon”. De modo que según el texto un total de 28 millones de occitanos hablan la lenga d ´Oc.  La verdad, no sé yo si lo del catalán como dialecto relicto de una lengua muerta francesa medieval gustará mucho a los Torra y demás golpistas del lazi terruño tractoriano.

Sirva esta breve selección de textos para demostrar como en todos lados la lengua es utilizada como instrumento de reclamación de su lebensraum o espacio vital. En el panfleto citado se dibuja un mapa del Reich occitano que reproducimos al margen. En él puede observarse como las pretensiones de anexión al menos lingüística llegan hasta nuestra Murcia, pasando por Cataluña, Baleares o Valencia, incluido Alicante.

Existe una sensibilidad nacionalista al norte de los Pirineos que hace hincapié en lo cultural, la lengua, la historia, dado que la República Francesa a diferencia del Reino de España no entrega instituciones políticas al “enemigo”. Es decir, no arma política y económicamente a quienes tratan de arruinar o combatir a la Nación. En Francia no existen instituciones tan lamentables como las Autonomías. Y al tratarse de una República presidencialista, el Jefe del Estado es elegido directamente por el electorado y goza de capacidad política ejecutiva, de la que carece por definición, más allá de las propias competencias o incompetencias personales, un monarca parlamentario.

Ahora bien, si podemos entender la postura del gobierno de Su Majestad  por la felonía impune de la que hace gala, no tanto la de las instituciones republicanas francesas apoyando por acción u omisión la provocadora mascarada del Cara Pocha y sus cómplices. Un gesto de agresión a un país supuestamente amigo. Es cierto que debilita a España, eso sí, pero el desarrollo del golpismo catalán puede alentar las propias peligrosas subversiones latentes al sur de Francia. Y eso no debiera convenirles como República, salvo que ciertos poderes ocultos quieran debilitar también allí al tradicional Estado Nación. En efecto, la cosa pudiera tener una explicación lejos de los genuinos intereses de la Nación francesa si se observa el pintoresco pedigrí de Macron. Un empleado de Rothschild. Acaso tanto Sánchez como él, por no señalar a alguno más, tienen los mismos amos.

¿De ahí la escandalosa impunidad con la que actúa el fantoche fugado Cara Pocha?

 

 

 

 

Entradas feeds. XHTML y CSS válidos. Tema WordPress basado en GimpStyle diseñado por estudiocaravana.