Alfonso De la Vega

La Garita de Herbeira

Artículos, solfas y epistolarios

El inoportuno soroche de Errejón

No está siendo muy comentado el inoportuno mal que afecta a Errejón que le imposibilitado asistir a la primera jornada de investidura del traidor falsario, pero que aunque muy doliente y renqueante le ha permitido hacerse ver y votar esta mañana. Los votos de Más País, incluso solo el del hoy doliente Errejón son decisivos para no frustrar las ambiciones liquidadoras nacionales del felón y su banda. Y es que el soroche o mal de altura boliviano que se ha cebado con el tierno urbanita climático es muy inoportuno. O quizás muy oportuno según se mire.

Para ello tenemos que volver, ya nos hemos ocupado de este enojoso asunto en otras garitas, al episodio tragicómico de la fracasada incursión de nuestros rambos encapuchados junto con el personal diplomático en la embajada mejicana en La Paz para tratar de establecer su diagnóstico así como la terapia que precise. Según fuentes del gobierno del país andino la bizarra tropa de la biministra doña Margarita pretendía burlar la Justicia boliviana sacando de la embajada mejicana a varios peligrosos delincuentes acusados de terrorismo, fraude y narcotráfico, miembros del gobierno narco indigenista de Evo Morales, para llevarlos hasta la frontera argentina. Estos delincuentes refugiados tienen según las autoridades bolivianas las pruebas documentales de los delitos vinculados a Podemos.

Las autoridades de Bolivia investigan a Iglesias, Monedero, Bescansa y al propio Errejón por vinculación al narcotráfico del régimen indígeno- comunista depuesto y pretenden juzgarlos en la República andina o donde les sea posible. Según estas denuncias de las autoridades bolivianas Podemos se habría financiado mediante organizaciones interpuestas, de modo mafioso, gracias al narcotráfico establecido entre la Bolivia de Morales y el Méjico de López Obrador. El ministerio fiscal boliviano pretende citar a declarar a Iglesias, Monedero y Errejón así como a Zapatero y el juez prevaricador Garzón. La acusación de narcotráfico, un delito común, como puede comprenderse es gravísima en la opinión pública internacional. Que una formación acusada de financiarse gracias al narcotráfico internacional como la guerrilla colombiana pueda constituir el apoyo principal y formar parte del nuevo gobierno sancherino sería otro escándalo mayúsculo.

Si la cosa prosperase en algún tribunal internacional, el jefe Iglesias parece que intentaría burlar la acción de la Justicia escondiéndose bajo la supuesta respetabilidad del cargo de vicepresidente del nuevo gobierno del falsario.

Pero nuestro pobre Errejón no tendría otro escudo o burladero que el de simple diputado de a pie y además con pocos amigos. Se comprende así que súbitamente haya sido atacado por tan misteriosa invalidante enfermedad mientras el felón no le asegure sitio a salvo en su ecléctico futuro gobierno patera de bolcheviques, golpistas, narco-comunistas, etarras y demás noble y honrada patulea. También es verdad que su situación judicial aún pudiera ser peor si la investidura fracasase por su iniciativa sin haber llegado tampoco a algún tipo de acuerdo salvífico alternativo. Y aún peor si hubiera nuevas elecciones y ni siquiera conservase el escaño.

¿Aparecerá el pobre doliente en su escaño justo a tiempo para votar?

¿Con qué importante premio gordo o pedrea no gubernamental resultará agraciado el ilustre doliente, que no enfermo imaginario de Moliere?

La solución el martes. Atentos a la jugada.

 

Entradas feeds. XHTML y CSS válidos. Tema WordPress basado en GimpStyle diseñado por estudiocaravana.