Alfonso De la Vega

La Garita de Herbeira

Artículos, solfas y epistolarios

Sarao de mandarines

                                                                           A la memoria de Miguel Ángel Blanco

La visión de la actividad del principal partido de la derecha produce perplejidad incluso entre los ciudadanos que debieran estar ya curados de espanto por su mayor conocimiento de la Historia de España y su mejor comprender lo que en verdad acostumbran a dar de sí las sucesivas Restauraciones borbónicas. No solo por el hasta ahora fracaso gubernamental para hacer frente a los graves problemas de la sociedad española, que demuestra su improvisación y falta de planes reales, sino por la humillante falta de protesta interna por traicionar las promesas electorales y el programa del partido. Aunque sólo fuese por evitar el suicidio colectivo. Pero también, y esto resulta más difícilmente explicable, la traición a la propia nación española incluso en cuestiones políticas o simbólicas que apenas tienen que ver con el presupuesto, el déficit o la deuda, pero cuya defensa debiera producirse en todo caso.

pp-nuevo-logoDe modo que había cierta curiosidad por ver qué daría de sí el nuevo oportunista sarao inventado para suplir al temido preceptivo congreso.

Pese a todo, hay que reconocer que se han hecho grandes esfuerzos para desarrollar reformas de profundo calado. Así tal, cabe citar la de tunear el conocido logo. Una de las cualidades del “nuevo” emblema del partido es el círculo, que recuerda aquel en el que se encierran los nigromantes o magos negros para autoprotegerse cuando se disponen a convocar fuerzas infernales, como las de los pertinaces votantes, que por mucho regate o maña de trileros que se arbitre, el caso es que al final las urnas las carga el diablo. El populacho vota y luego lo mismo va y desoye a la propaganda oficial, pasa lo que pasa y se rebela contra los poderes fácticos o las fuerzas vivas visibles como en la malvada Grecia. Otra característica novedosa es la silueta asaz desdibujada de la vieja gaviota emblema de la bandería. Aunque la verdad es que hay que reconocer que ya todo está desdibujado ahora con el actual mandarinato menos la figura señera, ejemplar, imponente, audaz, del Gran Mandarín. Del inmutable prócer que vela por nuestra felicidad sin descanso ni pensar en su propio beneficio y sin abundoso ni merecido sobre que llevarse al bolsillo. Cierto que lo de la gaviota tiene sus inconvenientes. El tótem representante del ánima gaviota-argentea-pp-OVAL-grupal del PP es la gaviota que creo procedía del antiguo partido liberal de Enrique Larroque. Otrora pensábamos que sería un homenaje al famoso Juan Salvador del cuento, un pájaro que cada vez quería volar más alto. Pero, no. La gaviota es un bicho acomplejado por su propia incoherencia. Cobarde, sucio, abundante como las plagas, una especie de rata alada según sus detractores. Un antipático bicho al que le gustaría ser una valiente rapaz del mar. Pero, ironías de la naturaleza, la gaviota carece de garras, es palmípeda. Sólo puede comer carroña o lo que pueda pillar al descuido. A veces ataca a víctimas indefensas. Cuentan los marinos, no sin horror, que le gusta picar los ojos de los náufragos exhaustos o de los ya ahogados.

Pero la singular función va a comenzar.  Y para contarla hoy tenemos un cronista de auténtico lujo. Nada más y nada menos que el eximio maestro Espinosa, gran experto en mandarines dinásticos, así como en sus escuelas. A continuación les ofrecemos en exclusiva una trascripción a vuela pluma de las principales notas manuscritas de su apresurada crónica:

Palacio de los compromisos, cuarto milenio triunfal.

Palacio sarao_optAbrieron la puerta y entramos en rebaño. Me pasmó la extensión del recinto capaz de albergar a todos los bribones del reino. Tantos que apenas pude disponer mis posaderas en un altillo a donde llegaban algunas frases del Jefe de mandarines que reproduzco a continuación tal como las entendí o creí entenderlas. Había cierta expectación por ver qué decía el Cara Pocha en cuyo alto honor y provecho se había organizado el sarao. Mientras, con gran algarabía y dimes y diretes, el rebaño enardecido ya había celebrado la buena nueva de la modernización del logo o emblema y trataba de hacerse sitio para escuchar las últimas ocurrencias del Jefe de… ¿dijo Bárcenas?

Pero antes, nobleza obliga, lo primero es reconocer en Justicia que la entrada triunfal del Gran Timonel resultó majestuosa.

Una procesión de becarios meritorios turiferarios precedía a los mandarines arreados conduciendo en andas a Su Impasible Tolerancia, Gran Padre, Intérprete de los Hechos, Comparecencia Dialéctica y Contradicción Resuelta. Subido en andas a la poltrona tribunicia el sabio prócer, que no nos merecemos, consiente en dignarse a hablar a la multitud:

mand Imperio Chino“Quien se encumbra me conoce.

Dos fuentes de sabiduría hay. El instinto natural y el juicio sobre lo conveniente. Este último se llama premeditación.  La premeditación no inventó los dioses ni tampoco la democracia pero sí el empeño de hablar en su nombre. El mandarín dinástico Gran Timonel da y quita dioses, condena o perdona, reparte saberes y sobres.

Interpretar es acomodar el hecho a la doctrina. La premeditación usa cuatro diccionarios. El primero para hablar con la divinidad. Es un diccionario falso. El segundo para hablar con el pueblo, diccionario falso. El tercero para hablar con la historia, también es falso como los otros. El cuarto diccionario de la premeditación es para hablar consigo misma. Es un diccionario cerrado. Es costumbre esperar un quinto diccionario verdadero y abierto pero nunca vendrá mientras dure nuestra feliz gobernación.

La premeditación construye la verdad gubernamental o conveniencia de cada momento mediante la conjunción de nimias e inadvertidas falsedades. Así dice el Mandarín mañoso: descompuse nuestra verdad en sus elementos y la vi formada por infinitas mentiras.

La premeditación ha de contar con la presencia de los mediocres, sustancias irremediables. El Estado también es irremediable: sabed convertirlo en cosa vuestra.

Marginado de la actualidad, el rebelde representa lo irreal. La gobernación crea el suceso y lo ofrece a la aquiescencia del pueblo. Esto se denomina Historia política.

Se llama corrupción al proceso que transforma lo modélico en terreno. El embozo de la corrupción se llama retórica. La corrupción es irremediable. La corrupción doma. Rehusad el extremismo de los puros y aplaudid la moderación de los corruptos.

La doctrina posee tres momentos: el fundador, el corruptor y el jurista.

La gobernación es corrupción. Se gobierna porque una casta improvisa y mantiene la decisión. La gobernación no puede perdurar sin intereses. Confesarlo sería reconocer el dominio de los bandidos. De ahí la necesidad de las teorías políticas.

La corrupción desdobla, multiplica, genera secuaces y mana entusiastas, rellenando con el bodrio el hueco de las palabras. Quienes acusan al mando de corrupción arguyen contra su definición, pues el mando se practica corrompiendo ideas y hombres. La corrupción agrupa, el corruptor puede imperar indefinidamente sobre el rebaño corrompido. El necio murmura: esto se halla corrupto, pronto caerá. El sabio le replica: esto va corrompiéndose durará milenios. Aprended a corromper y poseeréis estos católicos reinos. Cuando se restablece la corrupción se restaura el orden divino permanente.

La corrupción es monopolio de mandarines y de sus lacayos, los enmucetados, los filósofos alabanciosos, los becarios, los alcaldes, los legos y los negociosos, símbolo de la trasgresión, la prevaricación y la avaricia.

La más alta corrupción consiste en pudrir el entendimiento. La memez aislada y abandonada, no genera sino sandeces, pero enmucetada y condecorada produce colaboracionistas.

La descarada corrupción se llama Feliz Gobernación. He dicho”.     

El gentío puesto en pie o de rodillas aplaude enardecido. El mandarín de la Gobernación, encargado del Mandarinorden, se afloja el cilicio de oro y brillantes, dádiva de la Obra, para poder jalear mejor la intervención del Prócer imperturbable. Con santa devoción besa el escapulario con la efigie del Gran Líder insustituible.

Sin embargo, pese al triunfalismo oficial proclamado por el Gran Timonel y sus bufones, bufonas y saltimbanquis, otros no terminan de ver claro qué hay de lo suyo. Y es que la preocupación por el propio medro aumenta en épocas de vacas flacas y presupuestos menguantes. De modo que algunos becarios, atascados en el escalafón, o mandarines marginados o en desgracia, murmuraban hasta que fueron acallados por los hombres de estaca enviados por los soplones.

Cumplido el rito, el rebaño se dispersa entusiasmado hasta la siguiente convocatoria que se celebrará cuando al Supremo Mandarín convenga. Y a otra cosa, mariposa.

(M. E.)

Notas

Por la transcripción del texto: Redacción.

Miguel Espinosa es uno de los más grandes escritores españoles del siglo XX, lamentablemente no tan bien conocido como merece. El discurso del Mandarín Cara Pocha aquí reproducido está formado con fragmentos de su obra maestra Escuela de Mandarines.

 

 

Exclusiva. Texto de reconocimiento de deuda

Nuestros astutos espías en Bruselas dentro de sus más altos y severos organismos, nos han podido filtrar a riesgo de sus vidas (o al menos una gorda multa de la nueva marianesca Ley Mordaza) los siguientes textos griegos que juzgamos de interés publicar para mejor conocimiento del lector y contribuir a crear una opinión pública algo más ilustrada.

juan v ov partium corporis_optDigo yo, Tsipras, primer ministro griego según la soberana decisión de mi pueblo, que recibí en el Acrópolis de vos, Deutsche Bank dos fanegas de trigo, en nombre de la muy ilustre señora doña Ángela Merkel y por ser verdad os di este firmado de mi nombre, fecha a ocho de julio del año de (poca) gracia de dos mil y quince.

Otro sí digo y afirmo que me comprometo a devolveros hasta doce fanegas, si el hambre no lo impide.

 

Digo yo, Tsipras, primer ministro griego según la soberana decisión de mi pueblo que recibí de vos, Madame Lagarde, vecina ocasional de la ciudad de Paris, doce gallinas, en nombre de la muy ilustre señora banca globalizada y del llamado Fondo Monetario Internacional y de modo tal que devolveré otras dos docenas, y por verdad, os di esta, firmada de mi nombre, a fecha de uno de julio del año de dos mil y quince.

 

 

 

 

Repóker de jockers o escalera real

Los continuos sustos por la desestabilización de Europa provocada por el hostigamiento americano a Rusia y las consecuencias de la chapuza del euro pro acción imperial pangermanista actualizada, casi nos hacen pasar de otras sugestivas cuestiones indígenas aparentemente menores.

repoker jockers ovAsí tal la reunión de cinco grandes próceres principales responsables del tinglado político y de la actual debacle de la sociedad española.  Ahí es nada.

Su Católica Majestad Abdicada Juan Carlos I, El Campechano. Y el póker de sus validos vivos y coleando: Mariano el de los sobres, Zapatero el majadero de la alianza de civilizaciones, Aznar el visionario de las armas químicas de Irak o Felipe, el del GAL. Pero, sin embargo, no estaba en la cumbre de la Tabla Redonda el Rey Felipe VI, el Preparao. Ni tampoco la fhüresa Merkel o un oportuno agente de Obama ¿Por qué esta reunión tan insólita?  No iban las parejas oficiales u oficiosas de los susodichos. No era una reunión gastronómica de amigos, ni menos de patriotas o ilustrados jovellanescos Amigos del País, sino de intereses creados entre gentes desahuciadas por la Historia que se odian con toda naturalidad. Parece ser que Mariano y Aznar se pasaron el rato tirándose coces por debajo de la mesa hasta que una mal apuntada o peor dirigida le llegó al regio comensal y les mandó parar.

¿Una puesta en escena del Rinconete y Cortadillo o el Coloquio de los perros cervantinos? ¿Una especie de nostálgico mini club Bilderberg, casero y de marca España (Spain) pero sin los habituales oligarcas de la llamada Competitividad? ¿Se pretendía cambiar impresiones para tratar de mantener el devastador, corrupto y despilfarrador tenderete borbónico?

No conocemos si acaso se ha levantado acta de la reunión, ni que se haya roto nada además de los famosos huevos de Lucio, viejo y leal proveedor de la Casa Real, como los generosos con dinero ajeno caciques autonómicos suministradores de Nóos.

Y, ¿qué dice nuestro pío ministro de la Gobernación? ¿Se aplicará la nueva Ley Mordaza?

Demasiadas incógnitas. El tiempo lo dirá. Pero mientras tanto habrá que llevarse la mano al bolsillo y tener cuidado con la cartera.

Por cierto, para variar, al sarao hemos invitado nosotros. Los súbditos.

 

Ex empalmao y señora

bonni-clyde-ov3Su Católica Majestad Felipe VI ha decidido revocar el título de duquesa de Palma a la imputada presunta princesa Doña Cristina de Borbón Scheleswig Holstein Sonderburg Glüksburg, señora del barcelonista empalmao. Se pone punto y seguido así a un desbordante y desatinado cúmulo de dímes y diretes judiciales y periodísticos que habían originado una singular sino escandalosa algarabía.

paseillo-de-la-princesa-detalle-No ha faltado de ná para mayor descrédito y humillación de las instituciones y de los sufridos españoles que las sostienen: un fiscal defensor del presunto, una selectivamente feroz Hacienda que ha presumido de establecer un ya no somos todos, incluido un indisimulado y pertinaz acoso oficialista al juez decente que instruyó el caso y se ha ganado la simpatía y admiración de los ciudadanos.

Esta sabia medida real, a diferencia de la complicidad mafiosa de la campechanía, es digna y virtuosa por lo que debe ser alabada por todo español de bien y no solo por los mallorquines. Sin embargo no deja de tener daños colaterales.

Es sabido que comercios de ultramarinos, textiles, señoritas de buen ver o armas caza elefantes, tenían a gala colocarse el honorífico cartel de Proveedores de la Real Casa. Práctica luego extendida a nuestros políticos dinásticos, cortesanos y demás próceres meritorios de la Monarquía que ofrecían servilmente el dinero que nos saqueaban para agradar a la entonces duquesa y su maromo.

Lamentablemente, todos estos próceres servilones alabanciosos han descubierto que ya no son acreditados y meritorios proveedores sino meros bochornosos cómplices.

Sic Transit Gloria Mundi.

 

 

 

 

Autopista de entretiempo

Tristemente acostumbrados al desastre de corrupción reinante en el Reino de la marca España y a la falta de petición y asunción de responsabilidades por las abundantes fechorías y saqueos perpetrados con dinero público, podemos estar tentados a considerar escándalos como el de la nueva autopista y faraónica A8 que ¿une? Asturias con Galicia en la zona de Mondoñedo (Lugo) como una simple anécdota más. Sin duda ninguna, otra gran conquista del Régimen que disfrutamos y no nos merecemos.

a8 inauguracionPara el que aún no se haya aventurado a realizar ninguna arriesgada expedición por esas desoladas cumbres se trata de una flamante autopista, ¡qué no falte de ! con gigantescos viaductos astutamente posicionada en la cresta de una cordillera entre cadenas de molinillos de viento como las que afean muchos de nuestros paisajes y constituyen un peligro para las aves. Desde el cruce de Foz se sube en poco tramo desde casi el nivel del mar hasta los 700 metros de altitud de modo continuado y a la más siniestra intemperie. Lo curioso es que esta monumental obra, orgullo de nuestros próceres del pertinaz contubernio entre constructoras y partidos dinásticos, sólo puede utilizarse en algunas ocasiones, es decir, si las condiciones metereológicas lo permiten.

Por ejemplo, ahora en Junio las nieblas impiden su uso. De modo que el tráfico prudentemente es obligado a desviarse por la vieja carretera, la N 634, que circunvala Mondoñedo, para mejorar la seguridad del viajero y evitar desgracias o accidentes múltiples como el que tras su inauguración costase la vida de una persona ahora hace un año en el que se vieron implicados casi un centenar de vehículos. Otras veces es el hielo. O el viento, de modo que, si en los casos de climatología más favorable, está abierta al tráfico la velocidad se ve limitada a la vertiginosa cifra de ¡ochenta kilómetros por hora!

Es sabido que algunos de nuestros antiguos ingenieros de Caminos tradicionalmente recurrían al concurso de un burro o pollino para que guiara sus pasos en la adopción del mejor trazado. Soltaban al burro o pollino en el descampado o en la cuesta a salvar y allí iba la carretera ¡por donde iba el burro! Un animal muy inteligente como descubriera hace un siglo nuestro Premio Nobel Juan Ramón Jiménez. El método muy perfeccionado por la experiencia adolece con esto de la modernidad democrática ahora de dos defectos. Una autopista es más ancha que un camino de caballerías. Pero sobre todo un problema aún peor, abundan las legiones de licenciados y técnicos pero escasean los burros.

No sabemos si, a despecho de los preceptivos Evaluaciones de Impacto Ambiental u otros informes o estudios técnicos previos, a falta de burros en la autopista de marras, y marrada para la utilidad pública, se ha empleado algún bípedo con alas para fijar el nuevo trazado.  ¿O quizás algún lobo nómada entre esas desamparadas soledades?

¿Cuándo se perpetró este engendro? ¿Por qué? ¿Cómo es posible que se cometan tantos y tan graves errores técnicos y políticos, no se corrijan a tiempo y se consienta impunemente este despilfarro, auténtica malversación de caudales públicos, si es que no lleva asociados el cohecho y la prevaricación?

Habrá que preguntar a los responsables, mejor aún si se lo preguntasen los jueces para que diriman responsabilidades. Pero al ciudadano común, en su inocencia, se le ocurre aventurar algunas explicaciones: La corrupción siempre está en el fondo porque lo que es coste para el erario y el ciudadano saqueado que paga y calla, constituye ingresos para constructoras y financieras. A mayor coste, mayor botín, y mayor tesoro que repartir. ¡Será por Deuda!

Junto al Jacobeo o los percebes, aquí tiene Galicia otro motivo de legítimo orgullo: ¡Vivan nuestras autopistas de entretiempo!

 

 

Tratado sobre vampiros (II)

calmet vampirosEl abad benedictino Augustin Calmet (1672, 1757), personalidad discreta de gran erudición bíblica que rechazaría un obispado, es el autor de un interesante tratado sobre los vampiros. No es de extrañar tal dedicación científica o antropológica porque muchos de los máximos estudiosos de la Metapsíquica (Magia) han pertenecido al ámbito del clero católico, en especial a los jesuitas. O al menos ellos son los que mejor han sido tratados por la censura eclesiástica o la Santa Inquisición al no hacer desaparecer sus escritos, ni menos quemar piadosamente a sus autores. Así, los famosos Martín del Río, Torreblanca Villalpando, Fuentelapeña, Ciruelo, Castañega, entre otros, forman parte de la literatura clásica de carácter esotérico, y so pretexto de un tratamiento crítico o de reprobación de heterodoxias, sus obras constituyen una importante fuente de datos sobre el tratamiento de la Magia o Metapsíquica a lo largo de los siglos XVI y XVII, e incluso en la remota Antigüedad.

Tratado de los Vampiros portadaSin embargo, es una pena que el sabio Padre Calmet no pudiera estudiar nuevos capítulos en su citado tratado para hacernos comprender mejor la abundante fauna de los nuevos o actuales vampiros, que son conocidos como políticos dinásticos o simplemente la casta.  Sin olvidar a los siniestros entes ahora llamados reptilianos, que según Freixedo u otros importantes autores pudieran estar detrás del mal en el mundo y generar guerras para hacer derramar sangre o alimentarse de emociones negativas.

Los políticos dinásticos son unos perniciosos e insaciables entes que pueden actuar a nivel solitario pero suelen constituir peligrosas bandas organizadas o voraces manadas que llaman partidos para mejor conseguir sus tenebrosos objetivos. Los más entendidos distinguen de ellos la terrible y sanguinaria casta banquera y oligárquica agrupada en la semisecreta, liberticida y tenebrosa secta Ibex 35 a la que los otros servirían de modo mercenario o subordinado.

Parece ser, que igual como sucede en el viejo mito de Proteo, las entidades de la casta de tiempo en tiempo son capaces de adaptar nuevas formas, más juveniles y atractivas, para mejor despistar a sus víctimas o eludir a sus escasos perseguidores. Visitan en sueños o plasma electrónica para seducir a sus víctimas como íncubos o súcubos. Fingen ser diferentes para ganarse la amistad de sus ingenuos seguidores o, en sus casos más severos, incluso votantes los más crédulos o más sensibles a la manipulación por los media mohatreros, que por cierto aquí en la práctica vienen a ser casi todos.  Más tarde, consumada la cosa esa de las votaciones, se reúnen en conciliábulos subterráneos o en reservados de hoteles para ponerse de acuerdo en los papeles a adoptar por cada uno para el mejor reparto del botín común.

Lejos de la pública algarabía, entre secreteados dímes y diretes, intercambian procuradores, concejales o maletas rebosantes. Y con grititos de fingido pudor venden virgos remendados como si estuvieran intactos. Porque si sale, sale. El jayán de popa de la cofradía es barbudo como la cervantina dueña doña Dolorida, otrora llamada la trotona o vieja trotaconventos, figura que parece ser según los expertos encubriría a un antes severo prócer provinciano hoy encantado.

No obstante, hay un último obstáculo: como explican en El Padrino, flor y espejo de próceres dinásticos españoles, deben compartir periodistas, jueces y policías. Aunque sea cobrando porque al fin y al cabo afortunadamente ninguno es comunista.

 

 

Silbando se entiende la gente

Que los Borbones constituyen un desastre para España resulta un hecho histórico incontrovertible, una evidencia de razón para cualquier persona lúcida que se acerque a comprender lo que nos pasa.

pitada realEl último espectáculo de humillación para España perpetrado ante nuestras más altas, cobardes e indigentes autoridades, con la impunidad de siempre y donde siempre, se ha producido el sábado en el campo del llamado Barcelona CF, nutrido refugio habitual de ventajistas, presuntos y traidores.

Ante la sonrisa lobuna del actual capo golpista de la Particularidad catalana y la jesuítica del pío y no menos tartufo descendiente de don Sabino, Su Católica Majestad ponía cara de tonto, sin duda está bien entrenado, mientras recibía el entusiasmado fervor popular de un populacho indecente de maleducados y felones, trufado de filoetarras y sediciosos. Su Católica Majestad recoge lo sembrado durante varias décadas de pertinaz campechanismo y de absoluta impunidad de nuestros más lucrados y ejemplares delincuentes, sobre todo si pertenecen a la irredenta carcundia separatista. Dice la sabiduría popular española que quien echa pan a perro ajeno, (sobre todo si es de raza o padre desconocido), pierde pan y pierde perro.

Mientras tanto y como era de esperar, el bizarro Presidente del Gobierno de su Católica Majestad permanecía astutamente escondido arropado bajo las faldas de su mesa camilla en la Moncloa. Como su ilustre paisano, correligionario y maestro, Su Excelencia el General Franco, Mariano tampoco quiere meterse en Política.

Pero no todo está perdido. Incluso pese a todo, paso a paso, vamos mejorando. Esta vez, Su Católica Majestad no hizo de aplicado y modosito chofer del golpista. Además nos queda el consuelo de cierto precedente histórico: El primero y último de los Austrias se llamaban Carlos. Lo mismo la cosa se repite con Felipe y los Borbones.

Y si sale, sale…

 

Palabras viejas para tiempos nuevos

pavoCalzonazos, carca, blandito, sobrao, botarate, berrendo en lila, pregonao, pillasobres, embustero, estirado, ceporro, sopla gaitas, majadero, badulaque, fullero, descojonao, lánguido, soberbio, sádico, mercenario, monipodio, mangante, caótico, jayán de popa, flagelador, cobardica, trotaconventos, meapilas, señorito, sablista, traidor, botinero, marmolillo, felón, pasmarote, protector del hampa, sandío, plañidera, remienda virgos, abusón, amorcillado, mohatrero, damisela, golillero, cómplice, bajamanero, perista, dinástico, cacique, trampeta, bocanegra, borbonero, déspota, marrajo, negrero, abraza banqueros, amigo de lo ajeno, confiscador, eunuco, pasmao, petrimetre, abarcenado, retorcido, emasculado, manso, burriciego, cruel, pilla pilla, timonel suicida, criptógamo…

 

 

 

Marca España para Rato

haya ov 5_opt

En la pertinaz disputa entre bandas rivales de vez en cuando los capos de turno dejan caer a sus antiguos compañeros. Así, cabe colegir que si el soberbio dedo prócer del César no hubiera señalado como sucesor de la Familia gaviotera al de Compostela, probablemente Mister Rato sería ahora el excelentísimo Presidente del Gobierno del Reino con toda clase de honores, ditirambo alabanciosos riéndole la ocurrencias y caciques del IBEX ofreciéndole buenas oportunidades de negocio, mientras acaso el pobre Mariano estaría saliendo en las teles para distracción morbosa del populacho como imputado de quita y pon en virtud de cualquiera de sus actividades patrióticas.

Se ha demostrado una vez más que en estos católicos reinos perder el poder significa no solo un contratiempo político sino perder también la benéfica protección del aparato del Estado, y en consecuencia, dada las actividades habituales de muchos de nuestros próceres, terminar con problemas fiscales, policiales o judiciales.

Ayer jueves se publicaban en la prensa digital unas espeluznantes grabaciones del financiero De la Rosa con el súper agente Nicolasín en las que el conocido financiero catalán iniciaba al joven y prometedor aprendiz de político borbónico en los profundos arcanos de nuestra aventajada fauna prócer, amén de sus habilidades y andanzas. Toda una radiografía aún no desmentida, y que ojalá no fuese cierta, de lo que parece auténtica catadura del Régimen. Algo que en sistema menos degenerado traería graves consecuencias y supondría toda un crisis constitucional. Así pues, ¡mejor distraer al personal e intentar que pasen desapercibidas!

¿Quizás por eso la contraprogramación del inesperado arresto provisional de Mister Rato? Cualquiera sabe.

tentacionPero, ¿cómo es que hemos llegado hasta aquí?

En cierto modo hemos llegado porque nunca nos hemos ido. Muchos autores han venido sosteniendo a lo largo del tiempo que lo que caracteriza al régimen borbónico histórico español es una doble cara. La doblez tartufesca de confesar una cosa: un supuesta democracia en forma de Monarquía parlamentaria con su presentable ordenamiento jurídico constitucional. Pero que encubre su verdadera naturaleza: un régimen oligárquico, que parasita a la Nación de modo sistemático, permanente e inmisericorde. Sólo así se explicaría no ya que haya corruptos, ni tan siquiera que abunden como garrapatas en establo mal cuidado, sino que la corrupción sea el Régimen, y a que a éste no se le pueda entender sin corrupción. Todo un verdadero y perenne monipodio cervantino bajo la advocación de María Santísima.

Jung explicaba que un arquetipo es una imagen a priori del inconsciente colectivo. Acaso el del pícaro como forma de triunfo social, cuando se ciega la cultura del mérito y del trabajo, pueda ser un arquetipo colectivo de nuestra cultura. Un arquetipo de la clase “sombra”, cuya acción no queremos aceptar pero que sin embargo obstaculiza nuestro progreso. Un arquetipo o demonio interior que debemos integrar o hacer emerger de nuestro inconsciente para evitar seguir fracasando una y otra vez.

nicolasin obispoAl cabo, parte de nuestros defectos como pueblo se deben a un profundo desarreglo espiritual, que parece no debe ser ajeno a la tradicional influencia de la Iglesia Católica y su histórico sostenimiento de la Monarquía y de un sistema oligárquico hipócrita que pisotea los supuestos valores que dice defender.

Y, a que desde el punto de vista de sus fieles, sale barato delinquir siempre que se confiese con el Altísimo o se lleve uno bien con sus agentes terrenales para que la penitencia sea asaz llevadera. Pero Nicolasín no parece que fuera un verdadero cura y la confesión del arrepentido pecador prócer De la Rosa puede carecer de validez canónica y resultar inútil.

 

 

 

El Mediterráneo no es nuestro

El último esperpento acontecido, y financiado por sacamantecas Montoro & asociados con nuestro dinero, ha tenido por equívoco o impropio nombre Cumbre del Mediterráneo, cuando en realidad la reunión no se realizó en ninguna cumbre sino al nivel del mar, sin alturas que valgan salvo la de alguna ola antisistema pronto reprimida por la recién parida Ley mordaza.

MAPA LEBESRAUM CATALANISTAEl Honorabilísmo Mas, fue el gran protagonista del evento gracias al masoquista Mariano a quien se le vio el plumero: deleitó a los invitados de un porrón de países ribereños con un sentido sermón en catalán camuflado en retórica tartufesca sobre las habilidades carolingias de la Famiglia Pujol, los logros separatistas en introducir y afianzar el yihadismo en su Catalonia is not Spain o su inquebrantable querencia por los paraísos fiscales carolongios o sin carolingiar para esconder lo trincado o por trincar.

Como telonero del susodicho, Mariano muy puesto en razón didáctica se dignó explicar a los ilustres invitados extranjeros y nacionales que Barcelona es una ciudad española. Incluso alabada en Las dos doncellas por el gran Cervantes, gran pluma patria según Mariano: “Admiróles el hermoso sitio de la ciudad, y la estimaron por flor de las bellas ciudades del mundo, honra de España, temor y espanto de los circunvecinos y apartados enemigos, regalo y delicia de sus moradores, amparo de los extranjeros, escuela de caballería ejemplo de lealtad y satisfacción de todo aquello que de una grande, famosa, rica y bien fundada ciudad puede pedir un discreto y curioso deseo…”

mariano el pintureroLa pluma de Mariano no tuvo a bien recordar, o acaso las ignora, otras conocidas frases posteriores del insigne escritor español, como cuando cuenta lo que le sucedió a Don Quijote en la entrada de Barcelona. Sancho, asustado, llama a Don Quijote al notar que los árboles estaban llenos de píes y de piernas humanas. “Tentólos Don Quijote y cayó luego en la cuenta de lo que podía ser, y díjole a Sancho: no tienes de qué tener miedo porque estos píes y piernas que tientas y no ves, sin duda son de algunos forajidos y bandoleros que en estos árboles están ahorcados; que por aquí los suele ahorcar la justicia cuando los coge, de veinte en veinte y de treinta en treinta, por donde me doy a entender que debo estar cerca de Barcelona”.

Algunas cosas han cambiado desde los tiempos de la gran pluma cervantina: ahora hay mozos de es-cuadra como agentes de la justicia pero sobre todo los bandoleros abundan no en los alrededores sino en el propio centro de la ciudad detentando las instituciones regionales y locales.

Por su parte, olvidando que el secuestro argelino de Cervantes también podría haber dado mucho juego erudito, tanto Mariano como su bizarro ministro Margallo han explicado las maldades del yihadismo. Algo que, visto lo visto, no deja de ser una paradoja poco diplomática o políticamente incorrecta cuando sabemos que altos oficiales americanos han confesado, ellos sabrán porqué lo dicen, que el malvado Estado Islámico es una criatura suya.

Mucha cumbre pero a lo que nosotros respecta, lo que se puede deducir del asunto es, en resumen que el Régimen parece dispuesto a entregar e incluso financiar y promover internacionalmente la entrega de Cataluña. Y que sobre la amenaza yihadista, fruto transgénico de la Primavera árabe, se hará lo que convenga a los americanos.

O bien, volviendo a la pluma loada por el prócer del plumero, que los mayores enemigos de las ovejas son sus propios pastores, como ya no advertía astutamente el simpático y lúcido can cervantino de El coloquio de los perros.

 

 

Entradas feeds. XHTML y CSS válidos. Tema WordPress basado en GimpStyle diseñado por estudiocaravana.