Alfonso De la Vega

La Garita de Herbeira

Artículos, solfas y epistolarios

Remienda virgos

Don Felipe de Borbón, El Preparao, parece ser que trata de remendar el ajetreado virgo de la Borbonería. Contra la experiencia de que Monarquía y transparencia son incompatibles de facto, se ha sacado de la real manga un oportuno comodín para prohibir las actividades lucrativas, o comisionistas, de la Real Casa.  Pero ¿será eficaz? O mejor, ¿Acaso puede serlo?

felipe con apostolLa monarquía, al menos en este infausto y devastado Reino, se caracteriza por la dicotomía real entre la situación de iure y la de facto.  Una cosa es el vistoso edificio constitucional y legislativo adaptado a las conveniencias más o menos democráticas que exigen los tiempos modernos y otra, no solo diferente sino opuesta, la práctica de un tinglado o régimen personal de relaciones caciquiles y mafiosas dedicado a la burla de las instituciones y al saqueo de la ciudadanía.

Sin embargo, por prudencia y un optimismo voluntarista y benevolente, desmentido una y otra vez por los hechos de esta lamentable dinastía, convendrá esperar un cierto tiempo para comprobar de qué pata cojea el nuevo invento.

Y para ello habrá que comprobar los nuevos signos de los tiempos. Tras la espantada de El Campechano, el régimen ha procedido a la renovación de su jayán de popa visible casi como “de tapadillo”. Como si no quisiera llamar demasiado la atención sobre el final de toda una era. Cuando la dictadura anterior se acababa se decía: “Y después de Franco, las instituciones”. Ahora los corifeos del tinglado repiten cosa parecida. Por si acaso, el demócrata Mariano no dimite ni siquiera de mentirijillas como hiciera el tan criticado presidente Arias Navarro a la muerte del anterior Jefe del Estado.

Pero en España no hay instituciones salvo como ropaje para encubrir la voluntad personal del dictador de turno. La huida de El Campechano supone, en consecuencia, que el sistema debe ser “reseteado” para lo que hay que ir sacrificando hardware y algún software. Sin olvidar oportunos ajustes de cuentas entre bandas mafiosas, van desapareciendo algunas piezas de la parte visible del tablero de juego. Pero el software parece poco remendado ante las tradicionales querencias. Así, la primera visita exterior de Don Felipe, El Preparao y su laica esposa ha sido para rendir reverencial pleitesía al poderoso Jefe del Estado Vaticano. Un poder fáctico y económico financiero mundial de carácter reaccionario y generalmente liberticida.

ofrenda franco apostol otraHay más. El otro día se mantuvo la teocrática y lamentable costumbre de la llamada ofrenda al Apóstol en Santiago de Compostela. Un acto con reminiscencias de la tenebrosa secular Alianza entre el Trono y el Altar, de tan funestos resultados para España.  Pero siempre útil como representación, como ritual absurdo y supersticioso para pedir al supuesto santo que nunca existió que se digne arreglar nuestras cosas: corrupción, paro, fracaso institucional y social… sin tener en cuenta que lo que de verdad nos hace falta es decencia, dignidad, moral pública, Justicia y sentido de la ciudadanía, virtudes que debiera informar tanto nuestro sistema político institucional como nuestra propia conducta personal, pero que la mencionada Alianza históricamente se ha encargado de erradicar de estos católicos reinos.

La fenología nos muestra la llegada o no de la primavera real más allá de lo que marca el calendario de papel. Hay signos fenológicos que nos van a mostrar la sinceridad de las nuevas intenciones declaradas. Así, entre otros: la renuncia a ampararse en la impunidad borbónica, la resolución del caso de la infanta Federica Cristina y su espabilado marido. Lo de Bárcenas y el PP. Lo de los EREs y el timo sindical y socialista a los parados. La banda Pujol, esa heroica familia ejemplar opusina padre y madre de la patria catalana. Los múltiples escándalos financieros y las infinitas mohatras de los más preclaros próceres del Reino… ¡Demasiado virgo a remendar para tan poca aguja e hilo!

Agudeza visual: ¿Dónde está Leticia?

Bandoleros españoles: “Pujol nos roba”

Proseguimos aquí con otro capítulo más de nuestra serie acerca del bandolerismo catalán. Igual que los narcos blanquean el dinero producto de sus fechorías la mayoría de los dirigentes catalanistas suelen blanquear sus turbios negocios con la señera. También sus verdaderas ideas, y suelen sostener con el desparpajo que le da la impunidad, lo contrario de lo que piensan. Narcotizan a la gente para poder engañarla y saquearla mejor. La más alta forma de corrupción es pudrir el Entendimiento. Así tampoco es de extrañar que hagan curiosas embajadas para prometer el oro y el moro, con perdón por lo del moro tan abundante en esas tierras, si consiguen salirse con la suya y logran meternos mano en la cartera.

mercurio y las tres diosas_optEl bizarro señor Rajoy les va a recibir con gran amabilidad que algunos maliciosos pudieran confundir con miedo, subordinación o servilismo. “La más alta ocasión que vieron los siglos”. Más bien parece una posible timba para lucir entre sí sus últimas mañas de tahúres.

Aún no se sabe la cuantía de lo que hayan podido robar los golpistas catalanes entre cohecho y cohecho, chantaje y chantaje, insulto e insulto, humillación y humillación al resto de España. El nacionalismo catalán, de progre nada.  Tiene sus precedentes en dos tradiciones acendradas muy catalanas: el bandolerismo y el carlismo. Su origen es tan cavernícola como el del colega y cómplice vasco. Y el profeta Prat de la Riba no tiene nada que envidiar al beato racista Sabino Arana. Así cuando el abogado catalán atufa en su conocido catecismo catalanista con perlas como la que hace de la patria catalana no obra de los hombres sino fruto de las leyes a que Dios ha sujeto la vida de las generaciones humanas.  Y cuyo enemigo es el Estado español. Pues degenera el carácter catalán con sus vicios: el espíritu de la rutina, el utilitarismo más desenfrenado, el individualismo y el flamenquismo. El ideólogo del catalanismo político hace ostentación de racismo y clericalismo facha.

Las llamadas Bases de Manresa de 1892 ya ofrecían esta singular mezcolanza catalatarrasentre catalanismo, clericalismo y saqueo. La diferencia es que entonces a Prat de la Riba y sus monaguillos nadie les hacia caso. Y ahora es un nutrido clan de píos bandoleros del Opus Dei, “la familia que roba unida, permanece unida”, la más firme acreedora al título de padres de la Patria catalana (con la pasta en Andorra o la Suiza neutral), quienes abanderan el rancio integrismo catalanista. Nada nuevo, al menos desde el siglo XVII. Ya nos advertía con toda sabiduría D. Quijote: forajidos y  bandoleros… por donde me doy a entender que debo estar cerca de Barcelona. Acaso con una diferencia, ahora los bandoleros no rodean la ciudad, están dentro, en sus instituciones.

Si antes hacíamos mérito del catecismo catalanista de Prat de la Riba, ahora rescatamos con igual provecho una reflexión del poeta Maragall: Para constituir una democracia viable lo primero que se necesita es un pueblo democrático… Casi todos los espíritus escogidos y delicados de los tiempos modernos han notado que en el triunfo político y social ya innegable de las multitudes, en el triunfo de la democracia, había peligros y había males ya presentes para intereses muy caros de la Humanidad…En España menos que en ninguna parte tiene el pueblo aquel indispensable discernimiento (de entregar el poder a los mejores): con igual entusiasmo vota a Salmerón que votaría al Bobo de Coria si se presentara como candidato republicano. En España menos que en ninguna parte hay aquellas indispensables clases directoras en el buen sentido de la palabra; aquí no hay más clase directora que la respetable clase de los caciques; los demás todos somos dirigibles: falta vigor y falta cultura. Falta, ante todo, que los que sienten de veras el ideal democrático y tienen suficiente autoridad para hablar de él digan al pueblo de arriba y al de abajo no “¡a votar!” sino “¡a trabajar!”, y ellos los primeros. Entre tanto, ¡fuera los mecanismos democráticos, que ya tenemos mecanismos vacíos, muertos, que hoy no sirven más que de estorbo y confusión, traídos por políticos escépticos e inconsecuentes! Ya estamos hasta la coronilla de parlamentarismo, y de sufragio universal, y de jurado y de palabrería. Hay que arrinconar todo esto hasta que podamos llenarlo decentemente. Sólo cuando llegue este caso (y francamente, para una gran parte del pueblo español no creo que llegue nunca) podremos hablar con algún sentido de democracia.

Y ahí está el corrupto nacionalismo dirigiendo la educación y formación ciudadana del pueblo catalán a su imagen y semejanza mientras fomenta y encubre el saqueo de sus próceres. El poeta Juan Maragall tenía dotes proféticas. La democracia real está cada vez más lejos en España y especialmente en Cataluña. Y la golpista y clerical reaccionaria Catalonia is not Spain no es, en resumen, sino un refugio de píos bandoleros en busca de absoluta impunidad.

Nota:

Para los que puedan creer que exagero con la vinculación entre Pujol y el integrismo católico, cabe recordar que era promotor de un grupo Cristo y Cataluña. Francisco Caja lo trata en su último libro La raza catalana (2ª parte).

Anteriores capítulos de la serie

Bandoleros catalanes (I)

Bandoleros catalanes (II)

Bandoleros catalanes. Introducción cervantina

Corpus filipinos

Teoría de la patata de siembra aplicada a la política española

El mundo de la patata es complejo.  Pertenece a una de las familias más útiles para la Humanidad, el género Solanum que cuenta con miles de especies, algunas de ellas relacionadas con sustancias psicoactivas. Uno de los grandes tesoros traídos por los españoles desde América, conocida aquí en España antes de 1573, que ha permitido la supervivencia en periodos especialmente difíciles a parte de la población europea, como antes lo hacía con las americanas. Cieza de León explicaba en su Crónica del Perú que “el principal mantenimiento de ellos (los indios collas) es papas que son como turmas de tierra”. También se ocupa de ellas Garcilaso de la Vega, el Inca en sus Comentarios reales.

Patata _optLlamada Solanum Tuberosum por Linneo, hay patatas con 24, 36, 48, 60 y 72 cromosomas.

Hay patatas machos, término que en España significa patatas filosas e improductivas y que los ingleses emplean en cambio para distinguir los ejemplares estériles y de mayor tamaño.

Hay matas silvestres que manifiestan caracteres más rústicos y primitivos. Son defectuosas tanto por su menor rendimiento como porque tiende a brotar prematuramente.

Hay patatas tempranas, semi tempranas y tardías.

La patata de cultivo no se siembra directamente con semillas sino con otras patatas producidas en condiciones favorables. La buena patata de semilla debe obtenerse eliminando las plantas enfermas, o de otras variedades, en mezclas conocidas como ventureiras en Galicia.

La patata se acomoda bien al clima pero para que sea más útil para la siembra ha de hacerse en zonas productoras que presentan características climáticas especiales. Clima suave, lluvias repartidas pero no excesivas ni muy frecuentes, con vientos de velocidad media, días largos, ausencia de heladas durante el periodo vegetativo, temperaturas de verano no muy altas, para que no haya periodos de reposo ni de brusca reactividad de la planta. Los días largos favorecen la formación de la mata y los cortos, la de los tubérculos.

De modo que las condiciones ecológicas para obtener buena patata de siembra están limitadas en España.

Las mejores zonas patateras españolas deben estar por encima de la isoyeta de los 600 mm de precipitación. Las temperaturas del verano no deben ser excesivas. La altitud superior a 700 metros.  Suelen estar alineadas en la orografía cantabro pirenaica, carpetana e ibérica.

La Naturaleza es fuente de Sabiduría por lo que debiera llenarnos de orgullo y satisfacción imitarla en lo posible. Si de las patatas pasamos a los políticos cabe decir que existen también muchas variedades con diferentes cualidades productivas, de rendimiento y organolépticas. También, que degeneran si no se renuevan como las patatas de siembra, criadas en áreas especializadas y especialmente controladas.  La resiembra patatera produce degeneración y enfermedades por lo que no se debe dejar que formen casta cerrada y degenerada, autentica fuente de plagas y problemas para el suelo y el resto de cultivos.

De modo que es tarea inaplazable de genuina regeneración nacional determinar las zonas de cría político patatera más aptas para nuestras especiales condiciones ecológicas tan diferentes por cierto de las de allende los Pirineos, en la Europa laica, democrática y civilizada donde las estafas, atentados y fechorías no quedan impunes.

Así, una vez producido y certificado como libre de corrupción y plagas el político de siembra podría implantarse con éxito en la zona de cultivo, siempre con la condición de no ser reutilizado para una próxima cosecha para que la cosa no degenere.

El ente encargado de garantizar la calidad del producto político patatero, ¿debe ser nacional o autonómico?  La experiencia indica que un ente nacional tendría muchas más ventajas desde el punto de vista de la calidad, la logística, los legítimos intereses de productores y consumidores así como para la conservación de la naturaleza.

Se ha comprobado una y otra vez que los servicios autonómicos fatalmente caen en manos de caciques y gentes desaprensivas por lo que no tardan en convertirse en onerosas mohatras.

Las políticos patateros procedentes de zonas de alto riesgo degenerativo infeccioso como los valles de Arán y Aneo o las sierras del Cadí o Beaumort en Lérida; la Cerdaña y Ribera del Rigart en Gerona; Berga en Barcelona y Pradés en Tarragona, deben ser objeto de vigilancia especial dado su hábito de saltarse la legalidad vigente según convenga.

Fuente:

Servicio de Ocurrencias varias de la Presidencia del Gobierno, Marca España (Spain).

La Humanidad y los Césares

Con este título, el sabio polígrafo, teósofo y masón don Mario Roso de Luna dedicaba un pequeño y hermoso libro resumen de artículos de prensa a su amigo, “el incomprendido templario” Alfredo Vicenti. Escrito durante la Gran roso humanidad cesaresGuerra de cuyo comienzo se conmemora ahora el centenario, Roso de Luna, neutral en el plano humanitario pero anglófilo en el ideológico, describe muchas de las sugestivas reflexiones que le suscitaba el terrible drama bélico que entonces asolaba Europa. Reflexiones que de un modo u otro siguen siendo de triste actualidad tras el derribo en el cielo europeo de un inofensivo e indefenso avión de pasajeros o en la para nosotros algo más lejana franja de Gaza el bombardeo de civiles o el asesinato de niños inocentes y ajenos al conflicto bélico de sus mayores.

La visión humanitaria de Roso de Luna participa del antiguo ideal esotérico que define un único dogma para la Humanidad, el de la Fraternidad Universal. Como su admirado y en cierto modo compañero de “armas esotéricas”, don Miguel de Cervantes, trata de rescatar de entre las ruinas de la devastación los restos del deshabitado ideal caballeresco: la sujeción de la Fuerza al Derecho. Se va al combate sólo cuando las negociaciones pacíficas fracasan en la vía diplomática. Sí, la Fuerza debe estar sometida al Derecho, pero el Derecho deviene en burla inútil para los inocentes cuando no está avalado por la Fuerza.

Cabe recordar otro famoso libro escrito por el gran Raimundo Lulio para el rey Jaime “El Conquistador” en una época en que los Estados no habían desarrollado toda su ferocidad bélica y dependían en gran medida de los caballeros.

Me refiero al luliano El libro de Orden de la Caballería:

luego que comenzó en el mundo el desprecio de la Justicia por haberse apocado la caridad, convino que por medio del temor volviese a ser honrada la Justicia… por los caballeros debe mantenerse la Justicia, porque así como el oficio de los jueces es juzgar, el de los caballeros es mantener la Justicia…Oficio de Caballería es guardar la tierra, pues por el temor de los caballeros no se atreven las gentes a destruirla, y por el temor de los caballeros no se atreven los reyes y príncipes a invadir unos a otros…los traidores, ladrones y robadores deben ser perseguidos por los caballeros…el caballero que permita o sostenga al traidor, ladrón o robador no usa de su oficio. ..en tal caso es contrario a su Orden y a sus principios, por cuya contrariedad, aunque sea así llamado no es en verdad caballero y es más vil que el tejedor y trompetero que cumplen con su oficio. Y, al cabo,… la Caballería no está en el caballo ni en las armas sino en el caballero.

Pero ya el antiguo código de Manú codificaba las leyes de la guerra para hacerla menos cruel, de modo que no olviden jamás los combatientes que son seres racionales y que la decencia es una de las más grandes distinciones humanas.

Del acendrado sentimiento del honor militar surge también la prohibición de usar armas cobardes: “un guerrero en la batalla nunca deberá emplear armas pérfidas, como las que se hacen de  madera con agudas puntas de hierro, ni flechas envenenadas, ni dardos inflamados”. Y eso que aún no había el bombardeo indiscriminado de poblaciones civiles o las llamadas armas de destrucción masiva. Ni se derribaban aviones comerciales con cobardes ni traicioneros misiles.  Es verdad que siempre ha habido mercenarios en las guerras pero ahora se observa un verdadero auge de la guerra por subcontratas.

Roso de Luna cita también el texto de Cicerón conocido como “El Sueño de Escipión”: para el Dios principal que rige todo este mundo, nada de cuanto sucede en la Tierra es más grato que las asociaciones humanas unidas por vínculos de Derecho.

En el dilema Imperio de la Fuerza Militar ó Imperio del Derecho, Roso de Luna se pronuncia decididamente por este último.

Así, sorprende especialmente un texto védico extraído del milenario Vishnú Purana, que parece describir hechos actuales cuando habla de las características de la Kali-Yuga ó Edad Negra o de las sombras. Una Edad en la que los inocentes, los honrados, la gente de Bien, ha de buscar refugio ante el aparentemente imparable predominio público del Mal.

Los derechos de la Humanidad frente a los derechos de los Césares. He aquí el dilema en el que seguimos.

¿Un misterio que acaso más vale no averiguar?

El derribo del avión comercial de la Malasian Airlains con destino a Kuala Lumpur en espacio aéreo europeo es un misterio que si bien pone de manifiesto la creciente desoladora barbarie en la que nos movemos, quizás por eso mismo y dada la envergadura de los intereses en juego, puede ser difícil de dilucidar, al menos a nivel público con total transparencia. Víctima inocente de un nuevo conflicto bélico entre Occidente y Rusia con Ucrania interpuesta, y hasta ahora de relativamente baja intensidad, ambas partes se achacan la responsabilidad del derribo del avión civil.

Sarajevo asesinato archiduqueNo es la primera vez que se fabrica un causus belli con víctimas inocentes para provocar un conflicto o inducir a que una potencia entre en guerra.  Los españoles recordamos el auto atentado norteamericano del Maine que provocó la guerra de Cuba.

Precisamente ahora se conmemora el centenario del asesinato en Sarajevo del archiduque de Austria y su esposa que dio lugar al fin de la civilización tal como se entendía durante el siglo XIX y al inicio de la Primera Guerra Mundial. Una situación basada en el fin de los equilibrios entre potencias, Triple Alianza, Triple Entente, el patrón oro internacional, el mercado autorregulador y la naturaleza del Estado liberal clásico.  Y que tenía como trasfondo económico la crisis endémica de los Balcanes y el reparto colonial de África.

Luego, en mayo de 1915, se torpedeó el trasatlántico Lusitania con más de mil muertos entre pasajeros y tripulación, uno de los pretextos empleados para la entrada en guerra de EEUU.

El diciembre de 1941 era atacado Peral Harbor, pero no del modo inopinado que fuera vendido a la opinión pública. Estudios como El secreto final de Pearl Harbor, la contribución de Washington al ataque japonés del contralmirante  Robert A. Theobald, demuestran que altos dirigentes norteamericanos, incluido el propio presidente Roosevelt, conocían la inminencia del ataque japonés pero no hicieron nada por evitarlo.

Pero volviendo al luctuoso atentado que nos ocupa, parece que va a ser difícil conocer la auténtica verdad de lo ocurrido aunque existen datos contradictorios que podrían explicarlo.  Lo primero es que derribar un avión a más de diez mil metros de altitud no está al alcance de cualquiera, lo que descartaría una chapuza de aficionados. Lo segundo es que el tipo de misil supuestamente utilizado puede proceder tanto de los arsenales ucranianos como rusos. Otra cuestión es que al parecer los controladores de vuelo hicieron bajar unos seiscientos metros la trayectoria real sobre la teórica y la desviaron unos trescientos kilómetros hacia el Norte.

aviones putin y malasianLas maniobras de información / desinformación incluirían una extraña cuenta de twitter de un supuesto español trabajador en Ucrania que ha sido desactivada inmediatamente después del siniestro.

Otra cuestión no menor es si el derribo habría sido premeditado y ejecutado por las autoridades militares de uno de los dos bandos o fue resultado de un error de cálculo tanto por parte del Ejército profesional ucraniano o ruso que bien podría haber seguido o no una propia iniciativa no consultada con las autoridades civiles o por el contrario, resultado de una acción de las guerrillas rebeldes pro rusas en Ucrania

Aquí se comentan más hipótesis.  La más inquietante es que el misil pudiera haber ido dirigido contra el avión del presidente Putin que en ese momento estaba próximo al lugar del atentado.

Habría dado lugar, si tal hipótesis fuese cierta, a un atentado de falsa bandera casi perfecto porque achacaría la responsabilidad del derribo a las propias fuerzas pro rusas de Ucrania.

Otra hipótesis es que se confundiera al civil con un avión militar, pero en todo caso el uso de un misil de estas características requiere formación y equipo militar profesional, no al alcance de cualquiera.

Sea como fuere, un suceso tremendo, canallesco y cobarde en el que hay que lamentar casi tres centenares de víctimas mortales inocentes e indefensas, incluidas mujeres y niños.

Descansen en paz.

Banderillas negras para un “manso pregonao”

El manifiesto pro derechos civiles “Libres e Iguales” ha venido a agitar las hediondas aguas fecales donde moran las pías instituciones de la Monarquía.  Donde dormita el patriarca otoñal sus sueños de dominio permanente jugando con un puro en vez de con un globo terráqueo chapliniano.  Donde los golpistas van ganando por incomparecencia del contrario, el supuesto presidente del gobierno del reino de España. Reaccionario, cobarde, peligroso por sus tarascadas, un manso pregonao que aculado en tablas se niega a defender la constitución que ha jurado con la contundencia y decisión que la nación y la situación merecen y está dispuesto a pactar con quien sea con tal que le dejen volver a refugiarse en los corrales.

images (1)No deja de ser curioso, aunque significativo de la degeneración en la que estamos, como el acobardado y huidizo compostelano pese a su mayoría absoluta no haga lo que tendría que hacer y tengan que venir gentes de su propia ganadería a ponerle banderillas negras para que se comprometa con la lidia.

Meritoria la acción pro derechos civiles de este valiente grupo de firmantes del Manifiesto Libres e Iguales con personalidades entre las que destaca el Premio Nobel don Mario Vargas LLosa. Aunque también constata el fracaso de las onerosas instituciones de la Monarquía. Su escandalosa incapacidad para hacer cumplir la propia legalidad que se aplica o no según convenga a la casta dinástica. El Mal no sólo son los golpistas sino la defectuosa constitución que los cría y engorda. Constitución chapucera que el manifiesto con escaso tino defiende.

Pero es justo aplaudir un gesto valiente y bienintencionado en medio de la criminal estulticia en la que chapotean nuestras borbónicas instituciones. Y así se hace.

De Unamuno a Sánchez (III)

El vendaval de las últimas elecciones europeas con la inesperada aparición de Podemos ha puesto en evidencia la tramoya del viejo régimen Juancarlista. Un tinglado devenido en liberticida, de corrupción impune, amenaza y humillación de la Nación que está arruinando a la sociedad española. El gran varapalo experimentado por los partidos dinásticos junto con otras consideraciones nacionales e internacionales no confesadas, y acaso no confesables, han hecho tomar las de Villadiego al deteriorado jayán de popa del Monipodio español.

ofrenda sacerdotal oval_optSu edecán para la mohatra socialista también ha decidido acompañar a su Señor en la espantada.

De las viejas caras visibles del Régimen sólo queda la tan ajada del déspota compostelano criado en Pontevedra. Un tipo experimentado en las mañas caciquiles y oscurantistas tan habituales en su Galicia natal. Un reaccionario, cobarde, al que de mayor le hubiera gustado más disfrutar del permanente Palacio del Pardo que del provisional y algo más azaroso de la Moncloa.

De modo que, salvo en el hegemónico partido de Bárcenas, se está produciendo un relevo generacional. Que no se sabe aún si es de carácter lampedusiano, rejuvenecer las caras para salvar los intereses del viejo y caduco tinglado borbónico, o por el contrario ha de tener un mayor alcance. En principio parece que es lo primero. El amo de la finca buscaría un nuevo manijero. Se ha sabido que Su Católica Majestad antes de irse habría pedido a la nueva gerifalte de la taifa andaluza que se hiciera cargo de la PSOE nacional a fin de seguir manteniendo su apoyo al Régimen como partido dinástico, mohatrero y corrupto. Botín, verdadero capo intocable de la oligarquía que “controla policías, jueces y periodistas”, también habría dado su bendición a la lozana andaluza. La escenificación del vasallaje que el nuevo secretario general electo del PSOE ha rendido a su oronda y redonda lideresa podría ser un indicio de tal relación de subordinación a los intereses oligárquico-monárquicos que darían al traste con cualquier intento de reforma en profundidad desde dentro.  O quizás no.

Pero ¿qué reformas? Dependen de varios factores, entre ellos el de disponer de alguna idea de lo que se quiere sea la España futura.  De constatar si la emergente Podemos, convertida en la tercera potencia política es una verdadera fuerza extramuros del Régimen o un mero señuelo de distracción oportunamente engordado por los servicios secretos y los media adictos. Un tenderete de falsa bandera organizado desde el poder para que Mariano pueda amenazar con un “nosotros o el caos”, que han demostrado ser también el caos. O, aunque de momento fuese una fuerza descontrolada, se podrá sembrar la discordia entre sus principales líderes, sobornarlos o neutralizarlos de algún modo.

Pero la actual crisis de funcionamiento y legitimidad de la economía de mercado con sus indeseables secuelas para la juventud española de incapacidad de integración social, paro o subempleo humillante, obliga a hacer algo al Régimen antes que la situación le desborde hasta un punto de no retorno.  Cada vez hay más jóvenes y no tan jóvenes desclasados, desubicados, incapaces de instalarse y consumir, emigrantes forzosos o con una existencia precaria que les impide formar una familia o llevar una vida razonablemente digna. Y todo ello mientras los monopolios y la inmoral casta política que los sirven se mantienen incapaces de poner remedio al problema, ni siquiera intentarlo y continúan con su habitual orgía de codicia y estulticia suicida.

pen ibericaHasta ahora, acaso para tratar de disimular sus propias responsabilidades tripartitas con el desenvolvimiento subvencionado del golpismo separatista catalán, el PSOE propugna un vaporoso federalismo sin definir. Que más que un sistema moderno de organización del Estado en su territorio, dirigido a unir lo que antes estaba separado para reforzar el ejercicio equitativo de los derechos civiles y el desarrollo político y económico del conjunto de la nación, parece inspirarse en lacras reaccionarias históricas del pasado como el carlismo o la estulticia cantonal.  Y que tampoco define cuál sería el último átomo de indivisible soberanía.  ¿La comunidad autónoma? ¿la provincia? ¿el municipio? ¿el barrio?…

Sin embargo, en todo caso, un sistema federal digno de tal nombre debería ir unido a instituciones republicanas presidencialistas, de iure y de facto incompatibles con el régimen borbónico actual.

(Continuará)

De Unamuno a Sánchez (II)

Cuando se va a cumplir un cuarto de siglo desde la caída del muro de Berlín, cabe preguntarse qué está pasando con el socialismo europeo y en concreto con el español. Aquí en España, salvo que se pretenda que lo único vigente es la tautología ya citada del “socialismo es lo que hacen los socialistas”, sería muy difícil definir qué cosa sea eso del socialismo a la española. Bien porque según parece carece de discurso o bien porque los diversos discursos de sus líderes públicos no son compatibles entre sí ni muchos de ellos con las diferentes tradiciones históricas. Y a falta de identidad propia viene la imitación de posturas o señas de identidad diferentes e incluso opuestas pues también lo son los intereses que sirven.

zp Cartel electoralExplicaba Juan Eduardo Cirlot en uno de sus más conocidos libros que el manierismo es el estilo resultante de la petrificación de una manera, más allá de sus límites significativos. En el manierismo la fuerza de los moldes exteriores ha quedado endurecida y ya no sirve para contener el torrente vital de la evolución artística. Sería resultado de una incertidumbre derivada de la duda y la indecisión provocadas por la conciencia de que el presente se haya preso de un pasado no utilizable. Desde ese punto de vista la cacareada Transición española y los partidos políticos dinásticos que la han venido sosteniendo, y de modo fundamental el PSOE se encuentran en plena fase manierista.

Pero, visto desde otra perspectiva, las cosas en teoría no debieran ir tan mal para el socialismo cuando la economía de mercado no funciona bien hasta el punto que un mercado que se regula a sí mismo parezca una visión utópica y aumentan así sus oportunidades estratégicas. En un escenario en que el presente y el futuro muestran el apogeo del chantaje económico y la deuda descontrolada que usan a la sociedad como rehén. En el momento presente Europa cuenta con decenas de millones de parados, aumentan la inseguridad social o las desigualdades entre clases y regiones. Las transnacionales imponen su ley a los gobiernos que cada vez se muestran más impotentes para encarar el dilema: conceder más privilegios al gran capital a costa de la devaluación interna, la precarización en el empleo e incluso la depauperación de los más desfavorecidos, es decir, la “tercermundialización” de sus países, o, por el contrario, mantener los derechos sociales y dejar de ser así un aliciente para el capital que busca trabajo barato y domesticado.  El Tratado de libre comercio con EEUU que se pretende perpetrar ahora, negociado en secreto burlando las ya de por sí escasas garantías democráticas europeas, puede terminar siendo el remate para los saqueados países del Sur de Europa, entre ellos España.

escudo  psoe monarquico ovalResulta necesario reconstruir la soberanía del Estado y la racionalidad y competencia técnica de su aparato o instituciones nacionales para hacer frente a las amenazas del gran capital internacional y los crecientes desajustes del sistema financiero con sus indeseables consecuencias ya vividas durante los pasados años treinta para los sistemas liberales. Esto parece imposible con el actual desastre autonómico. Ni puede abordarse con un sistema federal monárquico sin poder ejecutivo directamente elegido. Otro engendro en ciernes.

En ausencia o ante la dificultad causada por el desastroso liberticida sistema autonómico para promover e instrumentar políticas redistributivas clásicas en Educación o Sanidad, con carácter sucedáneo hoy se intentan vender mercancías alternativas. Así se adoptan como genuinas políticas socialistas la promoción de ciertos aspectos sociales marginales por su propia razón de ser. Así, por ejemplo, el fomento del movimiento gay o un feminismo mal entendido de carácter sectario.  Una desvirtuación del concepto común de progreso.

Aunque ya a mediados de los años treinta Juan de Mairena, heterónimo prosista de Antonio Machado, pensaba que el concepto de progreso estaba en entredicho: “Contra los progresistas y su ingenua fe en un mañana mejor descubrió Carnot el segundo principio de la termodinámica. O acaso fueron los progresistas quienes para consolarnos de ella decidieron hacernos creer que todo será para bien, como si el universo entero caminase hacia una inevitable edad de oro”

duelo 3Y es que la opción socialdemócrata pilar de la construcción europea está ya en retirada en la nueva Europa del BCE y la Merkel. Parece incompatible con el nuevo pangermanismo financiero, hoy instrumentado mejor con deuda más o menos odiosa que con panzers, que está arrasando Europa, desnaturalizando el viejo ideal de reconstrucción e integración europeas. No sabemos cómo sobrevivir dentro del euro, ni tampoco parece viable hacerlo fuera. Para colmo, se cierne la amenaza del nuevo Tratado Comercial con EEUU que puede enterrar definitivamente el antiguo ideal europeo, reconvertir la UE en un coto privado de caza de las multinacionales que incluso podrán demandar a los Estados que legislasen contra sus intereses.

Un escenario de creciente desestabilización parecido al de los años treinta.

Si es preciso recuperar la soberanía nacional amenazada en España desde fuera por el nuevo colonialismo financiero y desde dentro por la carcundia separatista subvencionada por el actual tinglado borbónico, también lo es recuperar la economía real, la que satisface verdaderas necesidades humanas, de modo que el sistema financiero esté al servicio de la economía y de la sociedad y no al revés como hasta ahora. Hay un aspecto ideológico a tener en cuenta: El fin principal de la actividad económica en general y de modo especial los grandes monopolios es satisfacer necesidades reales de la gente y no tanto “crear valor para el accionista” como dice la falaz propaganda ideológica hoy comúnmente asumida y que, como consecuencia, los consejos de administración “se lo lleven”, como el escándalo reciente de los ochenta millones de Iberdrola, mientras saquean al consumidor indefenso.

Pero para eso es necesario que el dinero vuelva a recuperar sus antiguas funciones y, muy en especial, volver a ser la contrapartida del mundo de la producción real. Restablecer instrumentos como la famosa Ley Glass Stegall o Banking Act de Roosevelt para tratar de frenar la especulación financiera mediante la separación entre la banca de depósitos y la especulativa de inversión.

(Continuará)

De Unamuno a Sánchez (I)

“Socialismo es lo que hacemos los socialistas”. O bien, “somos socialistas porque hacemos socialismo”. El debate, más de características meramente personales que ideológicas o programáticas, entre los tres candidatos a dirigir el llamado PSOE, no ha dado para mucho más que para el arabesco demagógico, mohatrero o tautológico, no exento de algún que otro golpe bajo cuando el árbitro se hacía el distraido.

unamunoBien es verdad que el PSOE se comporta como marca de una conocida fábrica de empleos y comisionistas, hoy muy desacreditada por su escasa calidad y publicidad engañosa y por el “me lo llevo” indistinguible de los colegas de la escuadra de Bárcenas.

Sin embargo, hay que reconocer que en el aspecto de los métodos de elección de su secretario general, el PSOE ha ofrecido un ejemplo que no parece vaya a ser seguido por los súbditos de Mariano al menos hasta que se lleven su merecido revolcón electoral. La elección del candidato más agraciado y mejor visto por la derecha sociológica frente al candidato del aparato, que también parecía ser el de una facción importante de la oligarquía más reaccionaria, tradicional apoyo de la Monarquía, tampoco ofrece grandes pistas de por dónde van a ir las cosas. Un candidato sin apenas pasado, lo que en el Partido Socialista después de todo quizás no sea demasiado malo, pero del que sería difícil saber qué opina sobre nada, acaso porque él tampoco lo sabe.

Pero hubo un tiempo ¡tan lejano! en que el Partido Socialista tenía militantes incluso como don Miguel de Unamuno. Gentes con la cabeza bien puesta, con cultura y  con las ideas muy claras sobre muchos aspectos de la realidad de España: así, el socialismo como ideología y concepción del mundo opuesta a la carcundia clerical de los bizcaitarras, antiguo nombre de peneuvistas y su criminal escisión etarra. Unamuno era una de esas gentes que, junto a los liberales, antes preferían reunirse bajo las cosmopolitas ramas del majestuoso tilo del Arenal bilbaíno que las del rústico roble indígena bizcaitarra.  Y que no estaban por promover ningún hecho diferencial, ni federalismos asimétricos, ni menos compincharse con las reaccionarias oligarquías regionales contra los intereses generales de España y de los españoles. Entre ellos los del progreso y la igualdad de todos los españoles ante la ley.

Sí. Hubo un tiempo en que el PSOE no era monárquico, no estaba reducido a comportarse como un partido dinástico al servicio de la oligarquía, apenas pastaba en las descomunales praderas presupuestarias, ni sus más encumbrados gerifaltes pillaban consejos de Administración monopolísticos, paraísos prometidos para agradecer los servicios prestados por sus temporeros a nuestros próceres permanentes.

Y en tal lejano momento histórico y psicológico sí era un partido socialista e incluso quería hacer la revolución. Eran tiempos, esos de los años treinta, con aspectos muy parecidos a los actuales porque tanto entonces, como ahora, el sistema financiero internacional había desestabilizado en profundidad los sistemas políticos liberales, de modo que buena parte de la población europea, en sus ambiciosos deseos de comer caliente todos los días, desesperadamente buscaba otras alternativas. Fascismo, nazismo, comunismo estalinista eran soluciones desesperadas para una sociedad de mercado que se negaba a funcionar. En el caso español, también la originalidad del anarcosindicalismo y el comunismo libertario. La CNT, el hegemónico sindicato libertario, llegó a tener tres millones de militantes y eso que entonces, a diferencia de los de los subvencionados sindicatos oficiales de ahora, eran de verdad.

Luego, tras el desastre  de la guerra civil, el PSOE desapareció hasta su refundación como partido dinástico al servicio del poder económico tradicional, por el gran capital alemán y la protección de los servicios secretos norteamericanos. Disfrutar de un poder concedido para sus funcionarios con sus prebendas oportunas por la oligarquía tradicional española a la que legitima. Una versión no clerical actualizada de la vieja y obsoleta Alianza entre el Trono y el Altar.

r+rBuena parte de su éxito electoral se debió a su comportamiento mohatrero apuntalando al rey impuesto por el caudillo con su sistema oligárquico factual recubierto de ropaje democrático, y a las reconocidas habilidades de cierto vendedor andaluz de alfombras falsas con tanta labia como desvergüenza. Ambos conectaron con los anhelos de libertades democráticas y progreso en paz de buena parte de la clase media española, hoy arruinada por el régimen monárquico y su famoso comité de competitividad monopolística

Una cosa que llama la atención de los actuales socialistas es su abandono de caracteres de identidad clásicos: La reivindicación de la españolidad como base de la solidaridad e igualdad ante la Ley de todos los ciudadanos españoles. Su oposición al caciquismo y la oligarquía financiera. Y un cierto sentido internacionalista, filantrópico y cosmopolita del ideal político.

El actual PSOE dinástico va a rebufo de los nacionalistas periféricos, la carcundia más caciquil, clerical e insolidaria. Mantiene relaciones de comensalismo parasitario con lo más granado de la plutocracia abusona tradicional. Y, al parecer, carece de análisis sobre los condicionantes del N.O.M. con sus nuevas amenazas, el pangermanismo político y financiero que está empleando las instituciones de la UE a su servicio, o el Tratado comercial con EEUU que se pretende perpetrar.

(Continuará)

La corrupción según Espinosa, hoy

El gran Miguel Espinosa explicaba la doctrina de los mandarines:

escuela mandarines M EspinosaLa idea sueña con el talante, deseosa de venir a la Tierra pero el talante es la corrupción de la idealidad.

Ni la doncella ni el concepto producen descendencia, la primera debe ser desflorada, y el segundo corrompido.

Los colaboracionistas habitan la tierra como servidores de la casta dominante.

Cuando enmucetamos al necio, afrentamos la razón y su orgullosa pretensión de dar cuenta del mundo, misión reservada a la Gobernación.

Nuestros falsos sabios son la pella que arrojamos a la Inteligencia.

La memez aislada y abandonada nada genera sino sandeces, pero enmucetada y condecorada, produce colaboracionistas.

La más alta forma de Corrupción es pudrir el Entendimiento.

Todas estas ideas del sabio Espinosa, expuestas durante el antiguo Régimen, tienen su manifestación también ahora en la cotidianidad más común de esta democracia borbónica que no nos merecemos.

romero torres niña manzanasHoy, jueves, repasamos nuevos aspectos de la corrupta mohatra del Reino en este Suma y Sigue sin fin.

El Banco Espíritu Santo, no parece que sea muy espiritual ni menos que sea santo. Pero puede que sea simplemente un banco en la línea de otras acreditadas instituciones financieras poco antes de pegar el petardazo. La timba de tahúres de las bolsas parece que le han pillado con el naipe amañado. Como a otro condecorado y enmucetado prócer mohatrero cuyas trampas se acaban de conocer gracias a un soplón amigo o vecino de Batman.

El candidato de la derecha para secretario general de la secta dinástica PSOE también conoció las maravillas de Caja Madrid en su calidad de concejal consejero o consejero concejal.

Un camarero del Hotel donde se hospeda denuncia que el pinturero ex jefe del Poder Judicial recibe trato especial con diversos privilegios y bagatelas que incluyen botellas de rioja gratis cuando lo visita con su copioso harén oficial de guardaespaldas.

Se han conocido nuevos datos sobre el escándalo de Borja Marí, alcalde pepero de Brunete.  Han aparecido grabaciones de la conversación entre una jefecilla de los corchetes municipales y la supuestamente cohechable concejal del UPy D. Intento que resultó fallido porque no quiso dejarse sobornar. La presidenta Doña Fuguillas muy puesta en razón dice que pedido explicaciones al eminente prócer brunetero y al parecer la explicación que le debe y nos debe la va a pagar, pero dentro de unas semanas cuando pase un poco la caló, o la gente se haya olvidado del escándalo oportunamente sepultado por otros centenares más.

Otra noticia que tiene que ver con la audaz lideresa es la suscripción popular (que no pepera) que ha conseguido reunir en tiempo record la formación Podemos para demandar por injurias a doña Fuguillas y a otro conocido periodista. Ambos dos habrían sostenido que Podemos estaría colaborando más o menos con el entorno etarra.  Cosa curiosa cuando no se sabe igual actitud denunciante sobre la probada suelta de Bolinaga, o los heroicos chivatazos del Faisán. ¡Si eso no es colaborar con banda armada!

Entradas feeds. XHTML y CSS válidos. Tema WordPress basado en GimpStyle diseñado por estudiocaravana.